Rss Feed
  1. Lomo glaseado con miel, naranja y romero

    lunes, 11 de febrero de 2013

    Una receta sencilla para una ocasión especial. Se puede preparar tanto con lomo, solomillo, secreto o costillas de cerdo. La carne queda tierna y jugosa y la elaboración no es nada complicada. La combinación de la naranja con la miel y el romero aporta a la carne un sabor muy peculiar.


    Un trozo de cinta de lomo de unos 800 gr aprox, 3 cucharadas de miel de calidad, el zumo de 2 naranjas, 1 cucharada rasa de romero, 1 cucharada de vinagre blanco, sal en escamas (Maldon), aceite, pimienta negra recién molida, sal y un bote de patatitas en conserva (patatas París) para la guarnición.

    Cortar el lomo en trozos generosos y untarlos con un poco de aceite, espolvorear con sal común y pimienta negra recién molida. Poner una sartén antiadherente al fuego fuerte y echar los trozos de lomo. Dorar la carne por todos lados y sacar de la sartén, reservar. Bajar el fuego y exprimir las naranjas echando el zumo en la sartén removiendo con una cuchara de madera para desglasar bien el fondo de la sartén. Añadir inmediatamente la miel, el vinagre y el romero y cocer a fuego lento hasta que se forme un jarabe (5 minutos aproximadamente). Mientras el jarabe se va haciendo precalentar el horno a 180 ºC.
    Poner la carne en una bandeja de horno, añadir las patatitas y pintar la carne y las patatas con el jarabe con un pincel de cocina o con una cuchara, reservando buena parte para poder vovler a pintarlo 2 o 3 veces mas durante la cocción. Meter al horno y hornear durante 30 minutos aproximadamente pincelando la carne con la salsa reservada cada 15 minutos. Una vez horneado, sacar la carne del horno y servir bien caliente acompañada de la salsa que ha soltado en la bandeja, las patatitas y espolvoreada la carne con un poco de sal en escamas.

    Print Friendly and PDF
    |


  2. Solomillo con berenjenas

    viernes, 8 de febrero de 2013

    Una receta sana y fácil de hacer. La berenjena por su alto contenido en agua, casi un 90%, y su bajo poder calórico es un alimento que favorece la digestión. Por tanto este plato, por la combinación del solomillo que tiene poca grasa y la berenjena que facilita la digestión de las grasas, es bastante sano y además está muy bueno.


    1 solomillo de cerdo, 2 berenjenas, 1 cebolla pequeña, 1 lata de tomate triturado (400 gr), 1 pastilla de caldo de carne, 1 vaso de agua (200 ml aprox), sal, aceite de oliva virgen extra, pimienta negra y perejil picado.

    Limpiar el solomillo de las posibles grasas que pueda tener y cortarlo en medallones de un dedo de grosor aproximadamente. Poner en una cazuela o sartén profunda antiadherente dos cucharadas de aceite y calentar. Echar el solomillo salpimentado y dorarlo a fuego vivo por ambos lados. Sacar y reservar.
    Pelar y picar la cebolla en trocitos pequeños y echar a la cazuela donde hemos salteado el solomillo, añadir un poco mas de aceite si es necesario. Mientras tanto lavar las berenjenas y trocearlas (sin pelar) en daditos. Cuando la cebolla esté pochada y transparente echar la berenjena, añadir un poco de sal y dejar cocer hasta que esté tierna. En ese momento añadir el tomate triturado, el vaso de agua y la pastilla de caldo. Incorporar el solomillo y dejar cocer el conjunto a fuego moderado hasta que la salsa haya reducido y quede espesa. En el último momento rectificar de sal y espolvorear con el perejil picado. Dejar cocer un par de minutos más y apartar del fuego. Servir enseguida bien caliente.



    Nota: Si lo prefieres puedes sustituir el solomillo por lomo, pollo o la carne que prefieras, siguiendo el mismo procedimiento.
    Print Friendly and PDF
    |


  3. Flamenquines de salchicha

    lunes, 4 de febrero de 2013

    Los flamenquines son un plato típico en toda Andalucía, originarios de la ciudad de Córdoba, elaborados con filetes de lomo de cerdo y jamón serrano. Éstos que he preparado son una versión, que seguramente habreis visto en muchos otros sitios, rellenos de salchichas frankfurt y queso, rebozados en harina, huevo y pan rallado. Son muy fáciles de hacer y como aperitivo o cena vienen genial, están muy buenos.

    6 salchichas frankfurt, 6 lonchas de jamón de york tipo sandwich, 3 lonchas de queso (tipo Tranchete o Sabanitas), harina, huevo y pan rallado, y aceite para freir.

    La elaboración es sencilla. Sobre la superficie de trabajo ponemos una loncha de jamón de york, encima media loncha de queso y sobre éstas, en un borde ponemos la salchicha. Enrollamos la salchicha en la loncha de jamón de york y queso, presionando bien para que quede bien apretado. Repetimos la misma operación con el resto de las salchichas.

    Pasamos los rollitos por harina, luego por el huevo batido y por último por el pan rallado, presionando bien para que queden bien rebozados. Ponemos en una sartén abundante aceite a calentar y freimos los flamenquines hasta que estén doraditos. Los sacamos y ponemos sobre un papel absorvente para eliminar el exceso de aceite y servimos calientes.

    Print Friendly and PDF
    |